sábado, 24 de septiembre de 2011

El FBI también es acusado de tolerar narcotráfico hacia EU


La presunta colaboración del Buró Federal de Investigaciones de Estados Unidos (FBI, por sus siglas en inglés) con narcotraficantes mexicanos pasó de ser un alegato de abogado defensor a un relato detallado de dos ex informantes, publicado esta semana por el diario El Paso Times.

El periódico consignó el lunes que dos ex informantes del FBI le proporcionaron un amplio recuento de la forma en que el FBI “se hizo la vista gorda” al tráfico de drogas a lo largo de la frontera con México.

Los dos hombres, el agente retirado Greg González, de la Oficina del Sheriff, y el ex investigador de ganadería Wesley Dutton, alegaron que el FBI no actuó a pesar de que le proporcionaron información de inteligencia que según ellos incluía reportes sobre funcionarios estadunidenses corruptos que informaban a los traficantes de drogas sobre los movimientos de los agentes de la Patrulla Fronteriza.

Los informantes aseguraron incluso que tienen detalles sobre los políticos de Estados Unidos que han recibido donaciones de “los cárteles de la droga.”

De acuerdo con el grupo de análisis InsightCrime, de entrada la historia tiene algunas similitudes con el escándalo de Rápido y Furioso, toda vez que en un momento dado Dutton asegura que el FBI le animó a aceptar los cargamentos de droga provenientes de México, de contrabando en la frontera con sillas de montar a caballo, como parte de sus investigaciones.

La acusación de Dutton, precisó InsightCrime, implica que funcionarios de EU permitieron a traficantes de armas llevar armamento de asalto hacia el sur.

Sin embargo, InsightCrime hizo notar que la credibilidad de las afirmaciones hechas en El Paso Times son cuestionadas por la evidente agenda de las fuentes.

Dutton dijo que tiene un problema pendiente con el FBI, que según él le adeuda “miles de dólares” en fondos que usó para pagar a los cárteles en los tratos con narcotraficantes presuntamente aprobados por el FBI.

Su postura tampoco es beneficiada por trabajar con Judicial Watch, un grupo político conservador sin fines de lucro que promueve “la transparencia y la rendición de cuentas” en la política. El año pasado, la organización designó a Barack Obama, Nancy Pelosi y Jesse Jackson entre los diez políticos más corruptos del país.

Similitudes

De cualquier manera, agregó InsightCrime, el cuento es interesante por las mismas razones por las que llamó la atención un caso judicial que actualmente se desarrolla en Chicago ha atraído tanta atención: el juicio involucra a Jesús Zambada Niebla, alias Vicentillo, hijo de un líder del cártel de Sinaloa.

En una moción presentada en julio pasado, su equipo de defensa argumentó que durante un periodo de cinco años se permitió al cártel de Sinaloa que traficara drogas hacia Estados Unidos con el permiso de las autoridades policiales estadunidenses, a cambio de información sobre sus rivales, en especial el cártel de Juárez.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...