lunes, 16 de mayo de 2011

Balacera en Jalisco deja 2 sicarios muertos


Policías del Estado fueron el blanco de un ataque de un grupo de sicarios que al parecer intentó emboscarlos en Huejuquilla El Alto, municipio localizado al norte de Jalisco y que colinda con Zacatecas. Al momento de ser agredidos, los estatales repelieron la agresión y durante una hora se enfrentaron contra los presuntos integrantes del grupo de Los Zetas.

El tiroteo tuvo lugar en el poblado de Canoas, que es una comunidad de la zona huichola enclavaba en la sierra de Huejuquilla, donde es área de siembra de amapola indicaron las autoridades estatales.
Personal de la Policía Municipal informó que los oficiales patrullaban la zona, para lo cual circulaban por la carretera hacia Ruiz, Nayarit.

De pronto, un grupo de al menos 20 hombres armados les salió al paso y empezó a dispararles, pero los elementos se refugiaron en sus patrullas blindadas. Además, empezaron a responder a los disparos y lograron derribar a dos de los presuntos gatilleros. Los demás hombres armados intentaron escapar y se dio una persecución que se extendió hasta Zacatecas y luego hacia el municipio de Mezquital, en Durango.
Policías de Mezquitic y de Huejuquilla apoyaron a los estatales, mas no el Ejército, aunque los oficiales les pidieron ayuda, informóaron en la dependencia del estado.

Al lugar también fue enviado un helicóptero con personal de la Policía del Estado, que apoyó desde el aire en la localización de los gatilleros. Al parecer, dos de los sicarios se desbarrancaron al intentar huir en un vehículo, lo que permitió su captura.

El mismo personal de la Policía de Huejuquilla informó que el enfrentamiento se extendió por más de una hora, pero ya no hubo más fallecidos. Los estatales lograron asegurar cinco camionetas, dos de las cuales estaban incendiadas, once armas largas, entre cuernos de chivo y AR-15, y dos cortas, al parecer calibre 9 milímetros.

Se presume que los agresores forman parte del grupo de Los Zetas que a finales de abril atacaron la comandancia de la policía de Mezquitic. En esa ocasión, los agresores lanzaron ráfagas de armas de grueso calibre y dos granadas, que dañaron la fachada y cinco vehículos de la Policía de Mezquitic. El paramédico Jorge Guzmán murió al ser alcanzado por las balas y dos oficiales fueron levantados por el grupo armado.

Días después, los elementos desaparecidos fueron encontrados golpeados en Monte Escobedo, Zacatecas.
Al parecer, los presuntos sicarios buscaban a un ex comandante de apellido Miranda, por lo que levantaron a los oficiales para cuestionarlos sobre su paradero. No es la primera vez que policías estatales detienen a presuntos Zetas en Huejuquilla El Alto, pues en diciembre del año pasado capturaron a tres supuestos integrantes de este grupo, quienes llevaban a una persona privada de su libertad en una camioneta.

En aquella ocasión, los estatales interceptaron el vehículo a la altura del poblado de Valparaíso, en el cual viajaban Joel Estrada Dena, de 22 años, Ángel de Jesús Ortiz, de 20 años, e Isauro Vicencio Ramírez, de 32 años. El mismo personal de la Policía del Estado informo que Vicencio Ramírez fue uno de los 53 reos que se fugaron del Centro Federal de Readaptación Social de Cieneguillas, Zacatecas, en mayo del 2009, quien además confesó haber asesinado a quien era su jefe en la célula delictiva a la que pertenecía.

Vicencio Ramírez dijo que él era el encargado de varias tienditas, o puntos de venta de droga, pero que también se dedicaba a levantar personas.
Redacción.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...