miércoles, 2 de marzo de 2011

Detienen al comprador del arma que asesino al agente de EU


El Departamento de Justicia de Estados Unidos dio a conocer que identificó a los compradores y traficantes de una de las armas que utilizaron integrantes de Los Zetas para asesinar el pasado 15 de febrero en San Luis Potosí a Jaime Zapata, agente de Migración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con las investigaciones realizadas por autoridades de México y Estados Unidos, el arma fue adquirida en octubre de 2010 en una tienda del estado de Texas por los hermanos Otilio y Ranferi Osorio, y luego transportada ilegalmente a México y entregada a miembros de Los Zetas.

El arma calibre 7.62 con número de serie DC2777-10, fue utilizada el pasado 15 de febrero para asesinar al agente Jaime Zapata, quien viajaba en compañía del también agente de la ICE, Víctor Ávila, a bordo de una camioneta blindada con placas diplomáticas de San Luis Potosí a la ciudad de México.

Los elementos de la ICE fueron interceptados por un grupo de Los Zetas, entre los que estaban Jesús Iván Quezada, El Loco; Rubén Darío Venegas, El Catracho; encabezados por Julián Zapata Espinoza, El Piolín, considerado el autor material del homicidio y de las heridas provocadas a Víctor Ávila.

Dos días después del ataque, La Jornada dio a conocer que las primeras investigaciones señalaban el involucramiento de integrantes de Los Zetas en el atentado.

Para el 23 de febrero, efectivos del Ejército Mexicano detuvieron durante un operativo en el estado de San Luis Potosí, a El Piolín, El Catracho, El Loco y seis integrantes más de una célula de Los Zetas. Para el 27 de febrero y en seguimiento a las investigaciones, elementos de la Secretaría de Marina detuvieron en Saltillo, Coahuila, a Sergio Antonio Mora Cortez, El Toto, señalado por autoridades mexicanas como el autor intelectual del ataque contra los agentes estadunidenses.

Derivado de esas investigaciones, para lo cual se creó un grupo binacional con la participación de más de 50 integrantes de la ICE, Contra las Drogas, la Oficina Federal de Investigaciones y de Alcohol, Tabaco y Armas (ATF, por sus siglas en inglés), se localizaron tres armas, una de ellas llevó hasta los hermanos Otilio y Ranferi Osorio, quienes ayer fueron arrestados en Texas acusados de traficar a México un arma usada para atacar al agente estadunidense Jaime Zapata.

Sin embargo, las investigaciones contra los hermanos Osorio estaban en marcha desde noviembre de 2010 y se les consideraba parte de una red que trafica armas hacia México para la organización criminal de Los Zetas. Ranferi Osorio, de 27 años y su hermano Otilio, de 22 años, fueron detenidos en Lancaster, Texas. El tercer acusado es Kelvin León Morrison, de 25 años, quien era vecino de los hermanos Osorio, y fue igualmente acusado de tráfico ilegal de armas.

El vocero de la ATF, Tom Crowley, confirmó el arresto, sin dar detalles sobre las detenciones y sin referirse a la liga con el arma utilizada en el ataque a Zapata. El agente estadunidense fue sepultado el pasado martes en su comunidad natal de Brownsville, Texas, en un funeral encabezado por tres de los más altos funcionarios de la administración del presidente Barack Obama.

De acuerdo con funcionarios de la ATF, entre 90 y 95 por ciento de las armas decomisadas en México a las bandas delictivas tienen su origen en Estados Unidos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...