viernes, 4 de marzo de 2011

Descubren "narcofosa" en Zacatecas


Autoridades estatales confirmaron que en la fosa encontrada en el municipio de Joaquín Amaro, Zacatecas, se encontró a uno de los dos policías de Apozol que habían sido secuestrados. El procurador de Justicia del Estado, Arturo Nahle García, a través de su Facebook aclaró que no se trata de los cazadores de Guanajuato desaparecidos desde diciembre, posibilidad que había considerado en una entrevista realizada en esa entidad.

La fosa en la que se encontró el cadáver del policía José Guadalupe Rodríguez estaba ubicada en la comunidad de Palo Alto, Joquín Amaro, y el hallazgo se hizo al mediodía de este viernes por personal militar que realiza operativos en la zona. Hace dos días se encontró en Jalpa, a un costado de una carretera el otro policía de Apozol desaparecido. Valentín García Meléndez, de 25 años de edad, presentaba dos tiros en la cabeza y estaba maniatado.

El 14 de enero fueron levantados nueve policías pertenecientes a los municipios de Huanusco, Jalpa y Tabasco, quienes fueron liberados tras ser golpeados por sus captores, quienes les advirtieron que no se involucraran con Los Zetas. Diez días después, dos elementos de la Policía Preventiva del municipio de Apozol fueron levantados por la madrugada, cuando fueron interceptados por un comando armado que los atacó y, aunque iban tres elementos, uno de ellos logró escapar.

José Guadalupe Rodríguez y Valentín García salieron por última vez en su patrulla cuando se dirigían a apoyar a otros compañeros, quienes eran perseguidos por sujetos armados y que dejaron su patrulla abandonada para poder escapar. Ese mismo día, el 24 de enero, cuatro elementos de la policía municipal de Jalpa fueron atacados por sujetos que viajaban en un convoy. En esa ocasión no se llevaron a ningún uniformado, pero hirieron a dos.

Los cuerpos de los dos policías de Apozol estaban en avanzado estado de descomposición y aún portaban el uniforme que llevaban cuando fueron levantados. El procurador ha atribuido estos atentados a la organización denominada Cárteles Unidos, que recientemente ha ingresado al estado por la región del Cañón de Juchipila. En una manta colocada el 14 de enero en la presidencia municipal de Jalpa, la cual fue retirada de manera rápida, esta organización criminal señalaba “venimos por Los Zetas, no por gente inocente. Ya estamos en todo el Estado… Ya basta de injusticias”.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...