miércoles, 7 de abril de 2010

LAS CIUDADES DE TAMPICO, MADERO Y ALTAMIRA SE ENCUENTRAN PARALIZADAS POR LA "NARCOVIOLENCIA"



Tamaulipas.- Desde las tres de la tarde de ayer la actividad comercial y social en Tampico, Madero y Altamira se paralizó, luego de una balacera ocurrida en el área de mercados y ante el clima de inseguridad que se vive aquí desde hace un mes.

El gobierno del estado, mediante su página electrónica, informó que tras el enfrentamiento entre grupos armados, elementos de la Sedena acudieron para acordonar el área y buscar a los pistoleros. En tanto, los comerciantes formales e informales decidieron parar sus actividades con el objetivo de salvaguardar la seguridad de sus empleados.

Protección Civil aseguró que no hubo una orden oficial para que eso sucediera, sino que fue decisión de los locatarios. Las plazas de la Libertad y de Armas, que concentran el mayor flujo de peatones de Tampico, estaban desiertas a las cuatro de la tarde.

La situación resulta inusual, pues no suspenden su actividad ni en días festivos. Todos los centros recreativos y escuelas, incluidas universidades y otros planteles, también suspendieron labores.

Hubo un momento en que las dependencias oficiales impidieron salir a los usuarios por los rumores de balaceras que imperaban la ciudad. El centro de esta urbe permanecía tan vacío que por primera vez hacían eco en el Centro Histórico los ladridos de perros de colonias cercanas, como el Cascajal.

Más aún: no hubo ruido en el primer y segundo cuadros de la ciudad, que es uno de los factores más importantes de contaminación en el centro (cada día se presentan hasta seis quejas por esta razón).

Todos los habitantes de esta ciudad recuerdan cómo el tráfico que se concentra en este sector impidió escuchar la explosión en una zapatería hace apenas dos años. Por la tarde, sindicatos del transporte público tuvieron reuniones extraordinarias. Ahí se tomó la decisión de suspender el servicio a partir de las cinco de la tarde.

Ausencio Eng, líder del Frente Francisco Villa, que aglutina a más de 3 mil unidades de trasporte público, aseguró que hoy de nuevo se pararán labores a las cinco de la tarde.

La situación se repetirá hasta que la Secretaría de la Defensa Nacional dicte las medidas que se tomarán de ahora en adelante o hasta que se termine la ola de inseguridad. Los camiones que decidieron operar iban vacíos. En Madero la situación fue la misma. Desde las tres de la tarde toda la actividad en el primer cuadro se paralizó, pese a que es temporada vacacional.

Sobre la avenida Tamaulipas, artería que lleva a la playa, apenas si se observaban vehículos de algunos turistas despistados, procedentes de Nuevo León, que no se enteraron de los rumores y se trasladaban a la playa Miramar.

En Altamira el pánico imperó a partir de las seis de la tarde, cuando los comercios cerraron sus puertas.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...