sábado, 27 de marzo de 2010

ATAQUES EN NOGALES PONE EN ALERTA A LAS AUTORIDADES




Sonora.- En un ataque directo contra el Gobierno municipal, se traduce la agresión armada en la que arrebataron la vida del subjefe de Policía, Adalberto Padilla Molina y su escolta el comandante Iván Sepúlveda Espino, confirmó el presidente municipal de Nogales.

José Ángel Hernández Barajas dijo que esta agresión replanteará en su logística de seguridad y en la de los funcionarios. “Esto es un aviso de que los ataques empeoraron; por lo general los homicidios eran enfrentamientos entre bandas, era la información que teníamos. “Las personas inocentes que murieron, pues estaban en medio de esas balaceras… fueron alcanzadas por balas, balas perdidas”, destacó.
        
Hernández Barajas agregó que no pueden descartar más ataques a funcionarios, ya que ha sido informado de amenazas contra funcionarios, incluso contra su persona, aunque en forma indirecta. “Definitivamente no queremos decir que ya no va a pasar nada, que estamos libres de cualquier atentado como esto.
“Tenemos que cuidarnos, reforzar la vigilancia, equiparnos para mantener vigilancia más fuerte, a la mejor reforzar patrullajes y hacernos acompañar por elementos del Ejército”, apuntó.

El presidente municipal dijo que el procurador general de Sonora, Abel Murieta Gutiérrez, le indicó que ya investigan el asesi nato de Padilla Molina y su escolta Iván Sepúlveda Espino. Adelantó que ayer por la tarde esperaba reunirse con el gobernador de Sonora, Guillermo Padrés Elías, para buscar más apoyos en el combate a la delincuencia y crimen organizado que se vive en Nogales.

Hernández Barajas agregó que el diputado por el Distrito 2, Miguel Pompa Corella, prepara una reunión el próximo martes en Hermosillo, con todos los legisladores federales. Buscarán que juntos ayuden a Nogales haciendo llamados a reforzar la presencia federal en la localidad y buscar más recursos para invertir en seguridad. Reportan estable a joven herido Como estable reportaban ayer el estado de salud del joven de 17 años que resultó herido en la agresión contra el subjefe de Policía, Adalberto Padilla Molina y su escolta Iván Sepúlveda Espino.

El menor iba entrando a la funeraria J. G Noriega, cuando se suscitó la agresión contra los mandos policiacos, y resultó herido. De acuerdo con un reporte oficial de la Policía Municipal presentaba herida por arma de fuego con laceración hepática grado 1, neumotórax axi izquierdo, una más en la región dorsal.
Así como otro tiro en escápula derecha y otra en la cresta ilíaca y otra más en región poplítea izquierda (parte posterior de los muslos).

El alcalde José Ángel Hernández Barajas, presidente municipal de Nogales, dijo que hasta entonces era la información que habían recibido del civil herido en la agresión armada. Hay que pedirle a los ciudadanos que se cuiden, pero no llegar a niveles de pánico o miedo que interrumpan la actividad productiva y la actividad normal de la ciudadanía”

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...